El Tratado de Tordesillas

Ante esta situación, representantes de las dos coronas se reunieron y así nació el Tratado de Tordesillas en 1494 (TEXTO) que supone la división de los nuevos territorios en torno a una línea imaginaria trazada “a trescientas setenta leguas de las islas de Cabo Verde para la parte de poniente”, esto es a 370 leguas al oeste de las islas Cabo Verde. Hacia el oeste de esa línea las nuevas tierras descubiertas serían españolas, mientras que al este de la misma pertenecerían “al dicho señor rey de Portugal y a sus subcesores para siempre jamás”.Los “ganadores” de este Tratado de Tordesillas serían los portugueses, pues cuando avancen los descubrimientos en América la parte más próxima de este continente a las islas Cabo Verde, el actual Brasil, entrará dentro de su zona. Algunos historiadores consideran que es muy posible que los portugueses conociesen ya la escasa distancia de las costas brasileñas a las islas Cabo Verde y de ahí su intento de “mover” la línea de las bulas Inter Caetera 200 leguas hacia el oeste. A su vez los reyes españoles cedieron para evitar una posible guerra con Portugal que podría sumarse la que estaba a punto de estallar con Francia. Este tratado permitía a los portugueses conservar íntegras sus aspiraciones de conquista sobre la India a la que llegará la expedición de Vasco de Gama sólo tres años después de la firma de Tordesillas. Esta situación se mantuvo más o menos estable hasta que en 1522 la expedición de Magallanes tuvo éxito y demostró la rentabilidad de una ruta hacia las Indias por el oeste y circunnavegando América por el sur. Si la línea trazada en el Tratado de Tordesillas se prolongaba hacia el otro hemisferio, los españoles comenzaron a afirmar que las Islas Molucas, entre otros territorios, quedarían en la zona española. Por esta razón se acordó el Tratado de Zaragoza (TEXTO), por el cual el rey de España en 1529 vendía todos sus derechos a la conquista, posesión y comercio en aquella zona por 350.000 ducados de oro. Con este acuerdo las Islas Molucas (y las especias) quedan en manos portuguesas, mientras España se concentra en la creación de un imperio en América y “descuida” un poco sus intereses en Asia.
About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: