LA ALDEA DE EL ENCANTO

Este sitio arqueológico, ubicado en Ancón (Lima), fue estudiado por Edward Lanning y Michael Moseley. Estos arqueólogos sostienen que sus habitantes eran aldeanos que dependían fuertemente de los recursos marinos y complementaban su dieta consumiendo calabazas y zapallos que cultivaban. También es importante señalar que estos marisqueros y horticultores aún no abandonaban sus cacerías periódicas en las lomas cercanas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: